Skip to content

Entonces quedamos así

junio 11, 2014

De todas las convenciones sociales, la que menos me gusta es el saludo. Primero porque me parece una pérdida de tiempo. Segundo porque muchas veces quedo desorientada. Y tercero porque en general la manera en que me saludan no tiene nada que ver conmigo.

-¿Qué hacés tri trí? -me saluda una amiga, a lo Minguito.
-¿Que acelga? –me siento obligada a contestar otra paparruchada
– Yo viento ¿y bost…?
-¡Basta! –la interrumpo antes de que sea demasiado tarde.

Además, siempre meto la pata. Como la vez que alguien, en un impulso espontáneo decidió sorprenderme:

-¿Quién soy? –me preguntó tapándome los ojos.
-¿Renata?
-Nooooo, soy alguien que te quiere muchooooooooo
-¿Shimona?
-Daleeeee, amigaaaaaaaa
-¡Clarisa!
-¡Ey! soy tu re re re amiga del alma
-¿Sandra?
-Noooooo. Soy yo ¡Dalma!
-¿Quién?

Les confieso que sufro. Si veo venir a una vecina, empiezo a transpirar analizando la situación ¿tenemos el grado de relación como para detenernos a charlar en la calle o alcanza con un chau al paso? Lo peor es si ella decide hacer de cuenta que no me conoce y sigue de largo.

Detesto quedar pagando. Como la vez que alguien venía saludando desde la distancia y yo, por pura educación, respondí el saludo que estaba dirigido a la persona que venía detrás de mí. Aunque intenté disimular arreglándome el peinado, creo que se dieron cuenta de mi blooper porque escuché carcajadas a mis espaldas.

Además habría que ser sociólogo para reconocer las diferencias de costumbres según la nacionalidad. Por ejemplo, en Israel nadie se saluda con un beso, pero una, por inercia latina, lo recuerda tarde, cuando ya se está abalanzada sobre la otra, quien horrorizada intenta escabullirse y extendernos la mano para dejar las cosas claras.

Les digo, no quiero saludar más, A veces no voy a fiestas para ahorrarme el momento de la llegada. Estoy segura de que en el gueinom se saluda con una ronda de besos. Chuik, muak, muak, chuik, chuik chuik muak. Listo, has cumplido tu condena.

Y no crean que es mucho más fácil con los finales. No me gustan las despedidas, dicen todos. Mentira. Aman las despedidas, sino no se entiende por qué las hacen tan largas. Cortar una charla telefónica puede llevar lo mismo que la digestión del chunt.

-Bueno, me tengo que ir
-Ja ja, como dijo perico, yo me las pico
-Ja  ja, si, chau
-Dale, andá
-Nos vemos
-Solo recordame el día de la reunión.
-El martes, te dejo, che
-Bye
-Bye
-¿Este martes o el de la semana que viene?
– ¡Este!  me voy que se me hace tarde
-Dale, que la pases bien
-Dale, gracias
-Cuidate
-Hablamos mañana
-Beso
-hablamos
-Beso
-Chau
-….
-Entonces quedamos así.

18 comentarios leave one →
  1. coty permalink
    junio 11, 2014 10:26 am

    Jaja judi me hiciste reir empezando el dia que jesed!
    Lo de el saludo de israel es aun mas ridiculo cuando te pasa en el colegio con las morot de tus hijas! Jaja. Lo otro qe queria aportar es, que cuando las despedidas son por un tiempo, importantes, dificiles… En mi caso casi ni la hay, me doy la vuelta.. Y chau.
    Buen dia a todas BH

    Me gusta

    • junio 25, 2014 6:30 am

      No pensé en eso, claro… en otros países también se sufre por esas diferencias, y nada peor que con las morot!

      Me gusta

  2. ithiel permalink
    junio 11, 2014 4:28 pm

    Uyyy…no sabía que en Israel no se saludan de beso…costumbres.
    Oye Judi, si es en serio que sufres por los saludos solo relájate y si quieres sé breve y como dice Coty….te das la media vuelta y ya; y para finalizar simplemente “te sacudes”.
    ¿Qué debes sacudir?…pues cualquier sentimiento negativo de ese encuentro.

    Me gusta

    • junio 25, 2014 6:32 am

      Ithiel, a esta altura ya te diste cuenta que exagero un poco ¿no? no me molesta saludar, solo agrandé un poco las cosas para mantenerlas entretenidas 😀

      Me gusta

  3. carina mile permalink
    junio 12, 2014 1:53 am

    muy bueno judi si no te gusta sealudar nada mas decis hola y chau

    Me gusta

  4. Andre permalink
    junio 12, 2014 3:13 am

    Judi, apenas empece a leer el post, supe que estaba dirigido a personajes de mi familia, saludadores profesionales, con variantes para toda ocasión. Van algunos ejemplos:
    Saludarlo con doble nombre o nombre y apellido (sin hola, eh! Sólo nombre)
    -judilerneeeeeerrr que haces
    – Valeria judiiiittt
    Y si no quiero que nadie se entere de mi segundo nombre? Pues muy tarde.

    Otra que parece sacado de un programa de benny hill:
    Al pasar al lado tuyo me dice: – viste yo te dije a esa Judi no me la banco!! Jaja caíste que haces querida???

    Y una que pensaba que un modesto “hola” es suficiente …

    Me gusta

    • junio 25, 2014 6:34 am

      ¡¡no no no y no!! ¿¿¿¿¿cómo me perdí de poner al que saluda con nombre compelto??? y peor… hola Valeria LYNCH, hola Valeria MAZZA
      beso

      Me gusta

      • Andre permalink
        junio 29, 2014 2:38 am

        Si, me he comido unos cuantos “Andrea del boca” y peor, androide

        Me gusta

  5. Denise permalink
    junio 12, 2014 6:43 pm

    Yo te saludaria con un abrazo GRANDOTE y un BESO EN CADA MEJILLA!!!!!!!!!! Vale, Te Extraño!!!

    Me gusta

    • junio 25, 2014 6:35 am

      Denise, cuando nos volvamos a ver, beso, abrazo, beso, abrazo beso abrazo, muchos gritos de alegría y bailecito de Chandler Bing

      Me gusta

  6. vane permalink
    junio 12, 2014 7:01 pm

    Judy, de todas las cosas q escribiste, la q me mas me llego (porque es la q mas me fastidia) es la d quedar pagando.. hay gente q a veces t saluda como si fueras la mejor amiga, y a veces hace q ni te conoce) grrrr! La misma persona!!
    yo tengo un ‘ problema’: soy d saludar… con un hola , no mas q eso. Y cdo me miran y no me responden, simplemente me pone mallll.
    y otra forma d saludo q no me cabe es cdo digo hola y la otra persona, como quien no quiere gastar saliva xq no vale la pena gastarla, saluda haciendo un ademan con la mano o haciendo una mueca.
    y lo peor d todo, es q yo tambn empecé a saludar a ESE TIPO de PERSONAS dl a misma manera. Me pudri!
    saludos a todas!

    Me gusta

    • junio 25, 2014 6:37 am

      Vane, tengo una amiga que a veces saluda y a veces no… sufrí mucho hasta que supe que tiene problemas de visión y la mitad de las veces (cuando no me saludaba) no me veía 😀
      te entiendo

      Me gusta

  7. Leila permalink
    junio 15, 2014 12:47 pm

    Judi
    Sos una verdadera artista, capturando cada momento para describir tus crónicas de la realidad.
    No había notado hasta que te leí cuánto odio los saludos.
    Me di cuenta de todos esos pensamientos que pasan en segundos por mi cabeza, y yo los desoigo, cada vez que saludo a alguien por la calle. Esa sensación de que no se por qué, pero seguramente hice algo mal. Fui muy efusiva? muy indiferente? Le di charla cuando la otra solo quería irse ya? o quizá fui desatenta y la otra quería conversar cuando yo simplemente dije hola…? La mejor es cuando te encontrás y las dos dicen al mismo tiempo: -Hola, cómo estás? todo bien?… y nadie contesta.
    En las reuniones no es mucho mejor, sobretodo si hay mucha gente, porque nunca sé si debo saludar con un beso a cada una o no. Si no lo hago, parezco arisca. Si sí, al quinto beso me siento una tonta y me abruma el conocimiento de que acabo de interrumpir una charla animada con esa trivialidad… UF!
    Gracias Judi porque ahora voy a poder reírme cada vez que aparezca esta sensación. Y saber que somos muchas 🙂

    Me gusta

    • junio 25, 2014 6:39 am

      Leilaaaaaaa tanto tiempo, holaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
      el ¡hola cómo estás y nadie contesta! es horrible… como el beso en el aire, que ni siquiera llega a mejilla con mejilla…
      Lo de las reuniones es mortal… yo tengo el don de la inoportunidad, siempre interrumpo con mi saludo, soy capaz de ir a saludar a la kalá cuando el jatán está llegando por el pasillo 😀

      Me gusta

      • Aldana permalink
        junio 27, 2014 2:38 am

        Eso de saludarse encima y no contestar a las preguntas es tan cotidiano que me da risa jajaj

        Me gusta

  8. Aldana permalink
    junio 27, 2014 2:36 am

    Judi! Me encantó este post! Yo me considero saludadora crónica. Saludo a todo el mundo, aunque no tengamos una relación jaja. Viste cuando pasas por la lado de una mujer y se miran tipo a ver quien sos pero queda ahí? Buen yo digo un hola bajito con una mega sonrisa jajaj. Ya un intercambio de miradas me hace pensar que da para saludo. Así me ha educado mi madre vio? Pero así como saludo soy de irme de un casamiento SIN saludar a nadie! Porque vas a saludar a la kala o a la mama y te dicen: ayyy quédate un rato más! Y que le decís? Bien vos y ella saben que no te vas a quedar y te vas a ir, pero esa formalidad no la puedo afrontar así que me escapo 😜

    Me gusta

    • junio 27, 2014 6:12 am

      Aldana, al contrario de lo que se puede sospechar por el post, yo también soy una saludadora crónica, eso no quita que veamos lo ridículo de la situación.
      Beso, nos vemos en FB :D, quedamos así.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: