Skip to content

Los pelos de punta

mayo 29, 2012
by

Es sabido que a las religiosas nos lavaron la cabeza. No tenemos ningún problema en admitirlo: la tenemos bien limpita. El conflicto surge cuando tenemos que decidir qué clase de kisui queremos usar. Esta es una decisión difícil, y no porque de eso dependa con qué sector se nos vaya a identificar o en qué colegio serán admitidos nuestros hijos, sino por un tema mucho más intrínseco y fundamental: de esa elección dependerá una serie de gestos que nos acompañarán por el resto de nuestro días.

Por ejemplo, quienes elijan usan pañuelos tendrán que saber que serán sometidas al ritual de anudarlo y desanudarlo unas diez veces por día. Si lo multiplicamos por treinta, esto nos da trescientos nudos por mes, que a su vez serán tres mil seiscientos por año, o sea unos doscientos cincuenta mil nudos en una vida. Si no fuese avodá zará estoy segura de que todas ellas terminarían siendo devotas de la doña desatanudos.

Otro característica de las pañuelísticas es el acto reflejo de acomodárselo en el mismo momento que otra mujer se está arreglando el suyo. Es que no hay nada más contagioso que la “acomodadura”. Es peor que el bostezo. Como si se leyese entre líneas: “si se arregla su pañuelo es para hacerme notar que el mío está corrido”. Lo que no puedo entender es por qué estas mujeres, en un momento u otro, deciden cortarse el pelo bien corto. Se les mete la idea de que les va a resultar más fácil, más fresco, pero siempre terminan arrepentidas intentando controlar con gomina los pelitos que se les escapan por los costados.

Después tenemos a las locas de la peluca. Son tan fanáticas de su pelo artificial que si un día las agarra una tormenta prefieren dejar que sus niños se empapen y usar el único paraguas para protegerlo. Se cortan su propio pelo con la colita hecha, pero si la peanit se pasa medio centímetro con la tijera, lloran. Dejaron de utilizar crema de enguaje desde hace años, pero tienen una reserva enorme de spray de siliconas en el placarcito del baño.

Estas mujeres, cuando se están arreglando para salir, antes de ponerse la peluca recuerdan que tienen que sacar la carne del horno, entonces aparecen en la cocina con la cabeza de telgopor en la mano como si fuese la cosa más natural del mundo. Por suerte “la chica” ya está acostumbrada a su jefa con dos cabezas. Son mujeres que aún en verano se secan con secador para no arruinar la red. Que se tiñen las cejas para que combinen con el color de la cabellera.

Lo fantástico es que ya nada nos asombra: ni que en la mitad de una charla la cara de nuestra amiga desaparezca debajo del pitufo, en el clásico gesto para arreglárselo; ni que se pongan de moda las bandanas con flores enormes a lo Carmen Miranda; o que algunas campeonas logren hacer el cambio de kisui sin que se les mueva un pelo.

Es que las mujeres religiosas no tenemos ni un pelo de tontas, porque cuando todas estemos viejitas, nosotras vamos a seguir radiantes con nuestros sombreros, pañuelos o pelucas ocultando los tres últimos mechones enmarañados.

43 comentarios leave one →
  1. mayo 29, 2012 12:55 pm

    AHH, y no nos olvidemos lasque llevan peluca y sombrero, es un double-take, para eso hay que levantarse a las cinco de la manana
    Saludos Jana

    Me gusta

  2. Elizabeth permalink
    mayo 29, 2012 1:01 pm

    Chicas, gracias por alegrarme una vez mas. No paro de reirme.
    Algo para agregar alguna vez oyeron que se ericen los pelos por los nervios, logre algo fantastico que se me ericen los pelos por los nervios………. pero de la PELUCA!!!!!!!!!!!!!!! Jajajajaj!!!

    Me gusta

  3. Rajel permalink
    mayo 29, 2012 1:48 pm

    Me da tanta verguenza sentirme deschavada por ser de las que usan el paraguas mientras que los nenes se mojan, que no creo que vuelva a hacerlo jajjaja

    Me gusta

  4. mayo 29, 2012 1:59 pm

    Rajel ja ja ja ¡nada de vergüenza! los chicos no se arruinan con la lluvia, pero la peluca si 🙂

    Me gusta

  5. Ayma permalink
    mayo 29, 2012 2:26 pm

    Muy bueno! a mí cuando me ven en el colegio llevando a los chicos con peluca, ya me dicen: “hoy vas a trabajar”, xq sino aguante el pañuelo! para que no se escapen los pelos, me pongo una vincha de lycra al estilo tenista y arriba el pañuelo. A mí me resulta.
    Besos

    Me gusta

    • mayo 29, 2012 3:18 pm

      Ayma, a mi me pasa justo lo contrario. Como trabajo en mi casa, en esos momentos uso mi kisui preferido. Ese bien viejo y con el elástico todo estirado. Todas tenemos uno así ¿no?

      Me gusta

      • Ayma permalink
        mayo 30, 2012 12:15 am

        sí, es re cómodo!!.
        En la peluca tengo hechos reflejos y me dijeron en el trabajo ” a penas te crece te hacés los reflejos!, nunca tenés crecidas las raíces!.” jajaja no sabía que contestar!

        Me gusta

        • mayo 30, 2012 10:06 am

          ja ja ja!!! ¿¿¿Se fijan en las raíces y no se dan cuenta??? ¡mundial! Una vez, a una amiga, la felicitaron por ir todas las semanas a la peluquería y estar siempre tan peinadita 😀

          Me gusta

  6. carina mile permalink
    mayo 29, 2012 2:53 pm

    chicas muy bueno y las que usamos pelucas y las mandamos a lavar a la peluqueria y se olvidan el viernes de hirlas a buscar

    Me gusta

    • mayo 29, 2012 3:19 pm

      Carina, las que se olvidan de ir a buscar la peluca son las que tienen pajaritos en la cabeza 😀

      Me gusta

  7. leah bendahan permalink
    mayo 29, 2012 8:50 pm

    QUERIDA JUDI . estoy totalmente de acuerdo contigo, yo me pongo peluca cuando voy mas areglada y el resto del tiempo como soy una comodona me pongo gorro, no te puedes imaginar aqui en madrid como me mira la gente,yo creo que no saben donde clasificarme , no mora pero algo raro que no saben lo que es,un dia caminando por la calle me vi en un cristal reflejada y me di cuenta de la situacion , es como si me sacaran de gueula (por ejemplo) y me hubieran dejado caer en esta ciudad en la que casi nadie sabe lo que es un judio y mucho menos una mujer religiosa, pero aqui estamos, sin ser muy consciente de lo diferentes que somos del resto pero siendolo. LEAH

    Me gusta

    • mayo 30, 2012 10:09 am

      La verdad, Leah ¡kol ha kavod! cubrise el pelo acá, en Jerusalén no cuesta tanto, es muy normal, pero para estar en Madrid y soportar que todos te miren… ¡qué valentía! La recompensa van a ser proporcional.

      Me gusta

  8. Ihitel permalink
    mayo 30, 2012 12:46 am

    Ja,ja,ja,ja…..Judi, ¡cómo me haces reir!Los comentarios de las chicas también.
    Oye, decía mi abuelita que nadie se encoge por la lluvia,je,je,je.
    Por primera vez lo único en lo que no estoy de acuerdo definitivamente fue en el final.
    ¿Cómo que cuando estemos viejitas y con tres mechones?Ah nooooo Judi. Si nosotras somos como nuestras matot: seguiremos siendo bellas y lozanas “forever”.

    Me gusta

    • mayo 30, 2012 10:11 am

      Ithiel ¡tenés razón! ahora yo tampoco estoy de acuerdo con el final.
      Igual lo que importa no es verse joven… es verse espectacular 😀

      Me gusta

  9. Andre Cit permalink
    mayo 30, 2012 2:15 am

    me divierte mucho ver los flequillos de las pelucas yéndose para atrás, mientras se patina la peineta… cada vez la frente se hace más grande, hasta que llega el “chic chac” salvador… alguien me vio? Obviamente me incluyo en esta gracia. Es mitzvá decirle a la amiga cuando el cat se le desacomoda, sobre todo a mi que soy una desprolija.

    Me gusta

    • mayo 30, 2012 10:15 am

      Andreeeeeeee jajajajajajaja ¡yo también me incluyo! Y agrego que también ocurre lo contrario con quienes se ponen la peluca muy por debajo de la línea de nacimiento del pelo y quedan con una frente chiquitita.
      Estuve viendo las fotos de “just for ladies” y debo decir que las tres pelucas estaban divinas 😀

      Me gusta

  10. Leila permalink
    mayo 30, 2012 12:51 pm

    Judi, al respecto te cuento que ayer en la pediatra, el bebé me agarró los pelos de la peluca, tiró fuueeeerte fueeerte y oh resultado! la peluca al revés y a la altura de los ojos frente a la vista de sorprendidos espectadores intentando poner cara de “no pasa nada”, mientras sus ojos cuasi sobresalidos delataban su incomprensión… yo los imaginaba buscando en el archivo mental todas las posibles causas de semejante espectáculo! por mi parte, yo reaccioné caminando sigilosamente, y como si realmente nada pasara, lo más rápido y disimuladamente posible, directo hasta el baño donde cerré la puerta y agradecí de estar ya fuera de la vista de los demás para poder quitar la peluca y acomodarla como corresponde. 😀
    Los pelos al viento, sucundun, sucundun….
    se van a quedar, yalalala, lala
    si tu peluca o pañuelo,
    se te escaparán………………

    Me gusta

    • mayo 30, 2012 1:15 pm

      Leila!! ¡me moiro! ¡¡¡¡me moiro de la risa!!!!! ¡pero por favor! esa es una de esas anécdotas que contás de por vida.
      Un beso enorme y un like a tu versión de las olas y el viento

      Me gusta

      • sonita permalink
        mayo 30, 2012 3:44 pm

        después de leerlas a ustedes dos me agarró un ataque de risa de esos que no podés parar, viste???, hasta que ya no estás segura de si te estás matando de risa o si te fuiste del otro lado y ya estás llorando… leila, buenísima tu versión y prodigiosísima tu astuta escapatoria…
        Judi, bue-ní-si-mo!!!!! un tzalash en el uniforme!!!!

        Me gusta

        • mayo 30, 2012 6:25 pm

          ¡¡A mi también me causó mucha gracia esta anécdota!!. Si hacemos memoria creo que todas podemos recordar alguna situación parecida ¿no? El kisui se descoloca y nosotras también

          Me gusta

  11. Vane Da permalink
    mayo 30, 2012 7:59 pm

    Qué buenoo, me encantó, Judy!! Y qué real!!
    Todavia mi nena es chiquita y todavia no me preocupo tanto, pero qué peligro son los chicos cuando en un touch pueden hacer desaparecer un pañolete!!
    Caminamos por las calles de once y ahi vemos que en cuanto a pañuelos, bandanas y capelus, hay para tooodos los gustos.. mientras nos cubramos… vale!

    Me gusta

    • mayo 31, 2012 5:13 am

      Vane: ¡no tenemos paz! Los chicos, cuando son chiquitos tiran del kisui, y cuando son grandes te lo señalan para que te lo arregles. 🙂
      ¿En serio usan tanto bandanas y pañuelos en la calle? en mi época no era así… hasta bajaban a la verdulería en peluca

      Me gusta

  12. kari permalink
    mayo 30, 2012 11:54 pm

    AMIGA!!!! genial como siempre…..
    me vino a la mente el titulo de la cancion “Peluca telefonica” de Charly….que dice…”El tiempo que yo soñé es la eternidad, es la dulce fe”..como la peluca o el pañuelo que nos ponemos cada dia, que es sin duda un acto de dulce fe y pura entrega!!
    Besossss
    Kari

    Me gusta

    • mayo 31, 2012 5:17 am

      Kariiiiiiiii ¡qué bueno lo que traes! En tu cabeza todo pasa por la música ¿no?
      Lo de “peluca telefónica” describe a muchas ¿no?
      besote

      Me gusta

  13. coty permalink
    mayo 31, 2012 5:19 am

    Lo mejor de las pelucas es cuando se ponen feitas o calvas y la cara de tu marido cuando le dices ” es que creo q necesito una nueva!” Jaja. No es irte esa tarde a la peluqueria (cosa q no haces desde q te casaste) es EL gasto del año. Pero no importa, luego estamos guapas y ellos terminan mas contentos que tu. Lo bueno de los kisui y los panuelos, es que aparte de que si los lavas logras quitarle el olor a ajos y cebollas de la cocina, es que los puedes “compartir”. A mis hijas les encanta jugar a las mamas y lo primero q hacen es taparse la cabeza!!….. Todo un zejut.
    Gracias judi. Besos a todas

    Me gusta

    • mayo 31, 2012 5:28 am

      Coty!! ¡¡Ay!! ¡¡¡el momento de comprar una peluca!!! Pienso y tiemblo… son cosas que solo nosotras podemos entender ¿no? No sólo el momento en el que le decimos a nuestros maridos que necesitamos una nueva ¡el momento en el que le mostramos la nueva adqui$$$$ición!! ¡Ese es un post aparte!
      Y otro post podría ser la cantidad de pañuelos y bandanas y boinitas y etcéteras que tenemos acumulados en un cajón porque los compramos en un momento de “inspiración” pero después nunca usamos 😀
      Perdón una pregunta fuera de tema ¿sos trasnochadora o madrugadora? ¿qué hacés despierta a estas horas?

      Me gusta

  14. coty permalink
    mayo 31, 2012 5:24 am

    Me olvide 2 detalles en honor a mi primera peluca. Empezaba a trabajar en el hospital 1 mes antes de casarme. Me case BH y me fui de viaje 10 dias. A la vuelta, mis companeros me miraron con cara de super asombro, porque pase de tener pelo largo y rizado a pelo super liso con una “raya” algo rara!! Era la peluca que consegui tomando en cuenta q fui sola (y seamos sinceras, quien no mete la pata con la primera peluca??? Q diga YO!) Y el presupuesto que tenia soltera. Se pasaron los siguientes meses preguntando “te hiciste un alisado japones??? Me gustaba mas antes! (Ya, y a mi tb). Y como honor a mi peluca tengo q agradecerle haber sobrevivido a multiples dormidas en el hospital, de guardia, encima de mi cabeza, y yo con los nervios de que no se mueva mucho en la almohada y no hacer el ridiculo si alguien me venia a levantar y estaba del reves!! …. Y despues de tanto trote, la verdad q la peluquita salio de muy buena calidad.

    Me gusta

    • mayo 31, 2012 5:31 am

      ¡Adoro esta clase de anécdotas! ¡Adoro a la gente que no se toma tan en serio y puede reírse de sí misma! ¡¡¡¡¡¡¡¡Coty!!!!!!!!!! me alegraste el día, gracias.

      Me gusta

  15. miji permalink
    junio 1, 2012 7:30 pm

    anonimo : quiero decirle algo esta muy bien las mujeres q se cubren el pelo, con panuelos sombreros o pelucas q no sean de pelo natural y no muy llamatibas.. pero no entiendo alas mujeres q se cubren el pelo con unas pelucas largas q son reeeeee llamatibas!!! y los hombres las miran , diganme ?? como esesoo no era q el pelo es para el marido ??? me parece q ese pelo tann llamtiboo es mas lindo q su propio pelo… me explican porq no entinedo esto y la verdad q me pone mal

    Me gusta

    • junio 3, 2012 6:30 am

      Miji! hola, bienvenida!
      Traes un tema muy complejo, y la verdad es que no soy posek halaja ni rab para contestarte con autoridad (ante cualquier duda consulte con su rabino, como deciamos en otro blog) Pero… pero. No voy a hacerme la desentendida y evitar una respuesta, no te preoucpes que no voy a tratar de safar, total queda entre nosotras 😀

      Te voy a contar una historia que siempre me impresiono: Una amiga iba con su marido en el auto y al detenerse en un semaforo cruza delante de ellos un muchacho en musculosa, con los brazos tatuados, en sandalias y short, con una guitarra al hombro. Debe haber sido muy llamativo porque mi amiga le dijo al marido algo asi como “que impresionante este personaje” y el marido le conto que ese muchacho estudiaba en “tal” lado y que hasta el dia anterior habia tenido una cabellera larga hasta la cintura que habia decidido cortarse y que se ponia tefilin todos los dias.

      Que quiero decir con esto? Que no te dejes enganiar. No juzgues al judaismo por los judios. No existen “los religiosos” existen seres humanos en proceso. Sobre todo los que volvemos en teshuva. Lo importante es la direccion. Si se estan acercando o si se estan alejando. Si quien usa una peluca muy llamativa es una persona que hasta ayer no se cubria el pelo (y en eso no estoy de acuerdo con vos, no hay manera de que una peluca pueda ser mas atractiva que el pelo natural!) Kol hakavod por ella!! cuanto llevara su proceso personal de desarrollo? un mes? dos anios? no lo se y no me importa. Puede ser que ese sea el nivel al que ella llegue en esta vida. Puede ser que en diez anios la encontremos viviendo en mea sheraim con kisui de jasidia… Nosotros no tenemos que estar mirando al otro, tenemos que fijarnos en nosotros.

      Ve emet se hablo muchisimo de este tema en foros mas apropiados, yo haria con gusto una busqueda de links, pero esta semana estoy sin computadora (escribo en la de mi marido que tiene un teclado sin acentos ni enies. Un teclado con faltas de ortografia!!)

      Igual te repito que es muy valida tu preocupacion, es un recordatorio a todas las que estamos en el camino: “las estamos mirando”.

      Quiero decir una cosa mas (no a vos Miji, sino en general) antes de que mi marido me pida la computadora de regreso: hay 613 mitzvot. Todas nosotras. Todas!!!! somos negligentes en el cumplimiento de algunas. Ya sean bein adam leJavero o bein adam leMakom. No vayamos senialando las faltas del otro. Tengamos ojos buenos hacia el projimo. Cada ser humano es unico y complejo. Es muy dificil entender desde afuera. Hashem conoce el valor de cada uno y nos quiere a todos.

      Te mando un beso!!

      Me gusta

  16. aialita permalink
    junio 3, 2012 7:37 am

    Hola Miji y Judi 😉 wow! q giro tomo esta conversacion!

    el tema de cubrirse el pelo, halaja o no, y como hacerlo, es un tema muy profundo.
    Todas las razones que le pongamos (el pelo es para el marido, la mujer es como un diamante etc etc) son “Taamim” de la mitzva, o sea, razones “extras” o sentidos mas profundos, pero no son la razon basica para el cumplimento de esta mitzva.

    Cubrirse el pelo sale de la Guemara, Masejet Sota, donde se cuenta que cuando una mujer era considerada adultera, se le descubria el pelo. Por lo tanto, de ahi los Jajamim entendieron que hay que cubrirse el pelo. punto.

    Ahora, el punto que vos traes (miji) de como es la mejor manera de cubrirse, es un punto que a mi parecer, es muy subjetivo. Como vimos antes, el punto aca es cubrirse. Todo el resto, a mi entender, es como cada rama del judaismo entiende que es la mejor manera: Algunas Jasidut se rapan y se tapan con panuelo negro, otras se ponen peluca y sombrero, otras comunidades prohiben directamente la peluca y otras por el contrario, dicen que panuelo no es tzanua. Y asi infinitamente.
    Personalmente, siendo yo una mujer judia ortodoxa divorciada, si no me fuese posible usar una peluca de pelo natural, en la cual me sienta bien conmigo misma, odiaria mi existencia cada dia de mi vida… y lo hago unicamente por que Hashem Me lo pide, y se que mi peluca es 100% Kasher BADATZ.

    La idea de servir a Hashem con sufrimiento es una idea ajena al judaismo (pagana). Hashem que Nos Creo, y a toda la existencia, Sabe en que lugar esta cada uno, de donde viene, y a donde tiene que llegar. Por lo tanto, si yo veo a una mujer con una peluca larga y maravillosa, pienso dentro mio: wow, seguramente ella debe tener un pelo hermoso que ahora no puede lucir, y a lo mejor esta haciendo teshuva (que dificil!), o, jalila, se acaba de divorciar y sigue obligada a cubrirselo…y siento dentro mio un orgullo a pertencer al pueblo judio, donde la flexibilidad, ser humano, sensibilidad, ser sensato, humilde y verdadero con uno mismo y con los demas – y Hashem -, son todas las fichas del juego llamado: Avodat Hashem.

    Me gusta

    • coty permalink
      junio 3, 2012 9:11 am

      Respondiendo a judi: vivo en espana asi q es el cambio horario! Pero si, madrugo y trasnocho, las 2, como cualquier mama!! Jaja
      Respondiendo el tema halajico y tal, en mi caso, puedo ver como BH he evolucionado en tzniut (y otra areas). Lo q me ponia recien casada de ropa, o los panuelos o kisui echaditos para atras, ahora ni se me ocurre! BH uno va creciendo, aprendiendo el valor de una misma y superandose cada dia. Una vez compre una peluca larga, no super pero si larga, y ya la he recortado 2 o 3 veces y aun me sigue pareciendo larga! Pero la que cambia soy yo, BH. Como dices judi, lo importante es hacia donde nos dirigimos. Tan es asi, que r pinkus ZT’L dice que el trabajo espiritual es ver donde esta el norte, tan importante, q el dice que aunq haya cosas adpatadas del mundo secular y se “kasherizan” (radio, periodico, programas software, peliculas) que tenemos que tener mucho cuidado y evaluar no solo si se puede o no, si no hacia donde me lleva… Me lleva a hashem o me lleva al otro lado jas veshalom? No solo eso, si no, que justamente tenemos que quitarnos ese peso de “mesirut nefesh” y sacrificio! Tenemos que hacer las cosas con alegria y disfrutar en Hashem!! Saber q cada miztva es una oportunidad para disfrutar de el, y tomar esta nueva vision de disfrute… Es la unica manera de desprendernos del “viejo” camino antes de nuestra teshuva, que lo divertido, sabroso, y otras cosas que haciamos y q hace nuestro alrededor, es lo divertido, y la Tora es “lo q quiere Hashem y lo q TENGO que hacer”. No es asi, debemos trabajarnos (es muy dificil) y saber que la vida de Tora es la mejor de todas y disfrutar en Hashem. Q El nos ayude!

      Me gusta

  17. aialita permalink
    junio 3, 2012 10:36 am

    Hola Coty,

    me encanto lo que escribiste. creo que cuando yo postie mi opinion adentro mio quedaron todas esas cosas que vos escribistes y yo no tenia espacio en mi ya extenso post 😉 asi que me alegro que lo hayas puesto vos, que se mega complementa con lo que escribio judi!

    gracias!!

    Me gusta

    • coty permalink
      junio 3, 2012 11:46 am

      Gracias!! Para eso estamos, todos somos una misma voz. 🙂 besos

      Me gusta

  18. leah bendahan permalink
    junio 3, 2012 12:08 pm

    DESPUES DE LEER LOS COMENTARIOS DE LAS OTRAS SEÑORAS YO TAMBIEN QUIERO AÑADIR ALGO QUE ESCUCHE UNA VEZ ACECA DE LOS MOTIVOS DE CUBRIRSE EL PELO,LA FUENTE ES CABALISTICA PERO NO SE CONCRETARLA Y DICE ASI :QUE LA MUJER SE CUBRE EL PELO Y FORMA UN ARCO DE PROTECCION PARA TODA SU FAMILIA, SEGURO QUE ALGUIEN PUEDE ESPLICARLO MEJOR QUE YO ,PERO CUANDO LO ESCUCHE ,PENSE QUE ERA UNA OPORTUNIDAD UNICA DE HACER ALGO TAN IMPORTANTE POR MI FAMILIA Y OS CONFIESO QUE FUE UNA DE LAS RAZONES QUE ME AYUDO A DECIDIRME,UN SALUDO A COTY, LEAH

    Me gusta

  19. Caro permalink
    junio 3, 2012 1:25 pm

    Buenisimos los aportes de cada una. Estas son las cosas que hacen al blog un espacio “hacia Hashem” como dice Coty.
    Estoy de acuerdo con Judi cuando dice que lo mejor es que cada una se ocupe de su propio crecimiento y evolución ya que las cuentas las lleva Hashem y no nosotros.

    Cuando yo me case tenía mucha ilusión de cubrirme la cabeza, y eso que era de las que gastaba fortunas en mi cabellera. El mejor shampoo, peluquería semanal, etc. Casi como el valor de la peluca. SIn embargo me parecia emocionante eso de que tu cabello a partir de ahora solo lo viera tu esposo, una entrega enorme y ademas la beraja que traería al hogar.

    Me ilusiona también ver la posibilidad que tengo de seguir creciendo y de dar cada paso en su momento, asi como también ver a las mujeres a mi alrededor dando pasos hacia el cumplimiento de las mitzvot. Cuando veo a una mujer ponerse una falda aunque sea por un día me emociona y se lo digo. Y si al otro día aparece con un pantalón me emociona de igual manera, porque veo las luchas internas como las tenemos todas en muchos ordenes y desordenes de la vida.
    Me da orgullo ver eso, mas que mi propia evolución.

    Me gusta

  20. Ihitel permalink
    junio 4, 2012 5:55 pm

    Cuando abrí el correo vi que surgieron más comentarios de tu post Judi. También los leí y me gustaron mucho las aportaciones de cada una de ustedes que complementaron la mayoría de mis pensamientos respecto al tema. Me encanta sumar…sumar una mitzvah cuyo cumplimiento me llevará a “sumar” otra mitzvah.
    Gracias chicas,por cada comentario que me ayuda a “restar” las cosas sobre las cuales tengo que cambiar.

    Me gusta

  21. Ruth Shira permalink
    junio 4, 2012 10:11 pm

    los pelos si que dan de hablar cierto?! Me encanto el post Judi, y me encantaron los comentarios..cada una su aporte, cuanto que enriquece.
    Y pensaba que importante es ser flexibles, con nosotras mismas y en la mirada a los demas, para poder estar enteras con nuestras mitzvot, para ‘habitarlas’ y no dejar huecos en los que, por lo general, no suelen crecer cosas buenas…
    Timing de la vida, y tambien de las mitzvot, no acelerar procesos, y no dormirse en laureles..
    Yo me sorprendo dia a dia del milagro de mis casi 8 anios con la cabeza cubierta, dia y noche, con puro panuelo [perdon por mi teclado burro como dice judi] gorro, gorrita y sombreros..y aun me quedan pelos en la cabeza!, jajaja..Lo cierto es que -y esto tambien me soprende- aunque ni mi marido me ve, igual tengo una peluquera coqueta y religiosa de Loreal de Paris que me corta los pocos pelos que me quedan, y me hace color, y siempre me dice: por favor, en tu casa descubrite un poco el cabello, cuando no hay nadie, para que pueda airearse y crecer mas sano…y yo ni siquiera lo intento, no hay caso, no me sale, y aunque mi estilo hasta el momento incluye un pedacito de pelo que se me ve adelante -aqui mi prueba- [que segun el Rab Ovadia es permitido 2 cm…aunque seria mejor que no, claro esta] …sacarme el gorro en casa no puedo. Cada una con sus desafios, y quien puede decir algo?!..lo que es tan facil para ‘tal’ para ‘cual’ es un logro para guiness
    Les agradezco tanto toda esta reflexion…encontre tambien este link que lo comparto..-perdon que es sesgado, solo valido para sefaradiot
    http://halachayomit.co.il/Print.asp?HalachaID=1646
    y este para todas
    http://www.nerleelef.com/spanish/TEMAS%20DE%20MUJERES-%20women%20book%201.pdf

    Gracias!, incentivo para avanzar,
    berajot totales – como dice Rab Richard

    Me gusta

  22. junio 8, 2012 6:47 am

    Chicas! ¡volví a mi vida cibernética! Disfruté con cada uno de sus comentarios. Kol haKavod por todos los aportes!!

    Coty: No sé por qué pensé que estabas en Argentina.. perdón, supongo que la confusión viene porque “tu no escribes” como española, sino que “vos escribís” como argentina.

    Me gusta

    • coty permalink
      junio 8, 2012 8:04 am

      Si bueno crisis de nascionalidades! Soy venezolana, vivo en madrid, desearia estar en israel. Asi q por eso los lios de horario y acentos. Besossss

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: