Skip to content

Mezclar y volver a repartir

diciembre 14, 2010
by

Querida Judi: Te escribo con la certeza de que el minuto de inspiración que me dio la idea de las fotos de bibliotecas desapareció tan rápidamente que no pude atraparlo ni volver a encontrar la imagen en mi cabeza. Sólo sé que existió porque me quedan los registros que Libi tomó con su sensibilidad precisa.

Tratando de rescatar ese momento me doy cuenta de que lo que sí tengo son muchas palabras sueltas relacionadas con mi historia personal con la lectura, que empieza con la tristeza que me produce tener los libros  que cambiaron mi vida amontonados en cajas y que termina con un discurso mental que busca la causa por la que hoy yo prefiero que no estén en mi biblioteca.

En mi vida tuve muchos momentos de revisión. Mezclar y volver a repartir. En todos esos momentos, que fueron muchos, regalé, doné y vendí libros, muebles, ropa, objetos. La mayoría de mis cosas fueron a las casas de mis amigos.

Cuando empecé mi camino de teshuva, incorporé a mi biblioteca libros nuevos. Convivían perfectamente Foucault con Akiva Tatz y Peter Handke con el Jumash. Hasta que un día, de golpe saqué los libros que alguna vez pensé, permanecerían en mi biblioteca para siempre.

¿Tiene sentido que formen parte del decorado si ya no forman parte de mi vida? Supongo que no, pero tengo que admitir que esa despedida duele.

Este año volvieron todas mis cajas. Abrí una por una. Lloré. Y volví a elegir.

Ayer me dijiste: irse desprendiendo de las cosas. Me acordé de la heladería Cachito, y  también de los árboles en otoño.  Dejar de ser para ser.


24 comentarios leave one →
  1. diciembre 14, 2010 2:30 pm

    Andi, gracias por escuchar mi ruego. Sé que es mucho pedir, pero…¿uno al día es mucho? jeje
    Libros, libros.. han sido mis amigos, mis compañeros a lo largo de mi vida. Y siguen ahí, en la biblioteca esperando a que esta mamá, esposa y md tenga de nuevo tiempo para leerlos!!!

    Me gusta

  2. Ariana permalink
    diciembre 14, 2010 4:58 pm

    Los libros los podemos guardar en cajas o regalar… Pero lo q

    Me gusta

  3. Ariana permalink
    diciembre 14, 2010 5:02 pm

    perdón! Se me escapó el comentario. Empiezo de vuelta:
    Los libros los podemos guardar en cajas o regalar… Pero lo que leímos (¿por suerte?) no podemos sacarlo. Y cuando estoy positiva pienso que tal vez cada uno llegó hasta acá “gracias” a TODO lo que leyó antes de descubrir la Torá…

    Me gusta

    • diciembre 14, 2010 6:10 pm

      Ariana totalmente de acuerdo! Llegamos aqui con todo lo que traemos.
      Personalmente en algunos temas me gustaría bajar unos kilos del peso del equipaje..

      Me gusta

  4. diciembre 14, 2010 5:03 pm

    Ari, Tuché!!

    Me gusta

  5. diciembre 14, 2010 5:59 pm

    Andi, beemet es la foto de tu biblioteca, esta Genial!!!!! voy a ampliarla para curiosear los títulos, ¿puedo???

    Me gusta

  6. diciembre 14, 2010 6:08 pm

    Jannah , claro que si! Lamento no sabre leer inglés ni hibrit, porque hay tanto material increible.
    Ayer vi uno que se llama Twersky on prayer, lo leiste?

    Me gusta

  7. Hannah Miriam De Rubin permalink
    diciembre 14, 2010 10:24 pm

    Andy, creo que no es que dentro de nuestro camino a veces hay que dejar atras algunas cosas, sin embargo mientras recuerdes lo que cada uno de tus fieles compañeros te proporcionó, valió la pena tener los libros, tal vez esten en una caja o fuero regaladoa a otra persona, pero creo que fue el momento de dejarte para poder ayudar a alguien más, desprendernos de las cosas a veces nos resulta difícil, no hostante no te desprendiste de las hermosas enseñanzas. Esas están dentro de tu corazón y al dejarselas a tus amigos extendiste su legado a quienes quieres.
    Un abrazo

    Me gusta

  8. Margalit permalink
    diciembre 14, 2010 11:48 pm

    BS”D

    Shalom Andi!!!
    Confieso que este artículo lo leí en la oficina y me llamé a ‘recato’ para en verdad sumergirme en él en la ‘paz’ de mi hogar (bueno…. con 4 chicos mucha no hay pero HaShem siempre nos renueva la ‘inventiva’, Toda laE-l!!!).
    Andiiiiiiiii, si, es así tal cual. En lo personal a mí me costó mucho darme cuenta que, hasta mi entrada en la iahadut, todo lo que había aprendido estaba mal o mal explicado…. siempre había un: DEBO CONSULTAR QUÉ HACER CON ESTE LIBRO/MATERIAL que tengo aquí…. Y dolía, vaya si dolía!!! Hice duelo por muuuuuuuuuchos libros (que son más que ‘libros’, son prolongaciones de nuestra propia anatomía física y espiritual), tuve que ver como se iban de mi biblioteca de ‘Mónica’ en proceso de giur y ver entrar otros que me saludaban, guiñando un ojo y diciendo: ‘Bueno, al que quiere celeste que le cueste, aquí estamos nosotros para enseñarte, ayudarte, desafiarte, pero por sobre todo ACOMPAÑARTE en este trayecto, dános la oportunidad, lo que dejás te produce dolor, nosotros te traemos la verdadera Vida: la Tora’….
    Hoy mi biblioteca es algo increíble, se mezclan los libros en hibrit -mi desafío y materia pendiente constante-, en anglit -escritos o traducidos por javerim de Breslov-…. Gemarot, Mishnaiot, obviamente para el mundo: la TORA, como reina absoluta -y la más usada-…. y por si fuera poco se sumaron los infantiles de muchos colores….
    Nuestra biblioteca no tiene un seder… de hecho hasta una mesa ratona puede servir con ese fin… Es que nuestra/s bibliteca/s son el espejo y la radiografía de nuestras neshamot, de lo que le importa a nuestra neshama…. del proceso que han vivido…. y de los duelos por aquellos compañeros de antaño que, en nuestro caso, DE NINGUNA MANERA, pueden compartir ‘cartel’ con los que son nuestro pasado inmediato y nuestro presente….
    Gracias por todo Andi, gracias por tu sinceridad, calidez y por tus ganas de compartir con nosotros ese mundo rico, el interior, con libros del ayer, del hoy y del mañana….
    Un abrazo desde el ONCE!!!

    Me gusta

  9. CaroD permalink
    diciembre 15, 2010 1:11 am

    Andi, el duelo por la literatura no kodesh tambien me ha tocado a mi….no solo que la foto de mi biblioteca ha cambiado drasticamente, del amarillo de la coleccion Planeta casi entera, al multicolorido Midrash Dice 1,2,3,4 5….
    “Esos” libros quedaron en la casa de mi papa, y cada vez que voy a su casa los miro, y recuerdo la sensacion que me dejo cada uno….ahora pienso, que me aportaron?? y no se, sera como dicen por ahi, “por algo los leimos y si llegamos hasta aqui, algo tuvieron que ver”
    Como cuando paso por una libreria…donde solia pasar horas, feliz, jugando a ver que libro me buscaba a mi para que me lo lleve a casa! ahora paso por las librerias y siento lo mismo que cuando paso por la heladeria Cachito….tambien vuelvo a elegir.

    Me gusta

    • Margalit permalink
      diciembre 15, 2010 1:29 am

      BS”D

      ¡¡Es cierto Caro!! Yo también siento eso: estoy eligiendo…. la VIDA!!!

      Berajot, veKol Tuv!!!

      Me gusta

  10. Shirly Laufer permalink
    diciembre 15, 2010 3:28 am

    Hola Andiiiiiiiiiii!!!! neshama tehoraaaaaaaaaaa mamash me pone muy contentaa este nuevo proyecto, estoy mas que sgeura que todas vamos a poder disfrutar de su sensibilidad, calidez, solidaridad, sensillez, humildad, etc, puedo seguir ….

    Con respeto a la biblioteca, bh al segundo año de mi teshuva un dìa me dije, chau se van no los quiero ver mas quiero kodeshh, quiero respirar aire puro , aire de verdad, leer cosas que llleguen a mi alma. Asi que un dia puse todos todos los libros en dos mochilas y las lleve a mi trabajo en ese momento secretaria de una ieshiva, cuando el Rab ve semejante mochilas dijo: Y eso donde te vas????, le dije: solo son mis idolos me voy a liberar de ellos.
    Asi que luego del trabajo fui a Plaza Italia a la feria donde se compran y vendes libros y los vendi todooos, no les niego que algunos me costaron vender mamsash sobre todos los ultimos que habia leido. Aunque no fue mucha la plata que recibi a cambio estaba contenta por la nueva biblioteca que iba a comenzar a tener!!! bhhhh

    Andyy y judi adelante con todo!!!!!!!!!! JAZAK VE MATZ!!!!!

    Me gusta

  11. shuly permalink
    diciembre 15, 2010 12:34 pm

    te felicito!!!!!!!!sos una genia
    x muchos mas es un placer leerte
    t quiero

    Me gusta

  12. diciembre 15, 2010 8:45 pm

    Hanna Miriam: me dejaste pensando…hermosas palabras.

    Margalit!!!!!!!! Quiero ver una foto de tu biblioteca!
    Y decirte gracias sobre todo por esta frase: Es que nuestra/s bibliteca/s son el espejo y la radiografía de nuestras neshamot, de lo que le importa a nuestra neshama…. del proceso que han vivido…. y de los duelos por aquellos compañeros de antaño.
    La puedo usar alguna vez?

    Caro: Hola amiga de los caminos. Los amarillos esos debo reconocer que no los pude poner en cajas y se los regalé a Poli. (menos tres flores amarillas).

    Shirly,: admiro tu modo de vivir tan honesto! Y sobre todo porque lo haces con alegría. Un ejemplo.

    Shuly: amiga! te estaba esperando!!! Te quiero!

    Me gusta

  13. Hannah Koltinsky permalink
    diciembre 15, 2010 8:54 pm

    Voy a contarles algo que confesé hoy a Ruth Shira: muchos de los libros que en su día regalé, vendí, o tire los he vuelto a comprar!! asi que ojo las que aun no han hecho ese librocidio!!!

    Me gusta

    • diciembre 15, 2010 9:00 pm

      Por favor decime cuales!!!!!!!!!

      Me gusta

    • CaroD permalink
      diciembre 15, 2010 11:31 pm

      Buen dato Hannah!!!

      Me gusta

    • Margalit permalink
      diciembre 15, 2010 11:56 pm

      BS”D

      Shalom Jana!!!

      Sí, tenés razón en algunos casos. Por ejemplo: yo no me despojé de libros de ‘política’ y/o derechos civiles que mi padre tenía o me regaló…. Él, mi padre de bendita memoria, era un auténtico ‘Patriarca de los Pájaros’ en este sentido, era socialista -pero no de ‘café’-, lo vivía como su ‘religión’… él me dejó su ‘herencia’ en la vida y en medio de la biblioteca…..
      Pero hubo literatura que DECIDIDAMENTE tuve que hacer el ‘librocidio’…. no tuve escapatoria…. tenía que escoger, y elegí la VIDA!!!

      Bueno, yo también quiero conocer la lista de ‘esos’ libros ‘recuperados’!!!

      Berajot veSemajot!!!

      Pd. Andi: mi biblioteca es un valagan!!! Pero intentaré mandarte nuestra multi-biblioteca (consta de dos muebles y dos mesas……vejule ;->)

      Me gusta

  14. ruth shira permalink
    diciembre 16, 2010 9:38 pm

    Andi, me hiciste pensar, dar vueltas, mirar mi biblioteca, hojear el pasado…que bueno, te lo agradezco profundamente.
    Confieso y comparto contigo que en mi caso, solo falta en mi biblioteca de jerusalem: el libro gordo de petete [que se lo deje a mami como recuerdo de su nena] y mi coleccion de 100 libros de filosofia que simplemente no quedo lugar en el pedazo de container que venia para mi a israel y mi madre ‘decidio’ que se quedaban..asi es que mejor yo no mando foto..jajaja, no, igual estoy en confesion asi que les cuento:
    tengo desde el manifiesto comunista, pasando por osho, manos que curan, toda la psico de mi facu, y los …mmm, lo siento, mejor me callo; desastre lo mio?!
    Me hiciste pensar mucho, y la conclusion interna es que estoy tranquila, que es un placer ver el recorrido, y me doy permiso a que sigan acompaniandome; esta claro que hay muuuucho que no tiene nada que ver hoy, pero si es testimonio del camino, y a eso le doy honra.

    En cuanto pueda me traigo el petete…jajaja
    un abrazo amiga, te quiero!, gracias por tu compartir,
    shabat shalom!

    Me gusta

  15. Margalit permalink
    diciembre 17, 2010 12:13 am

    BS”D

    SHALOM RUT!!! EREV TOV!!!

    Aki Margalit….. con calorrrrrr, Baruj HaShem!!!
    Te leo y me maravillo, me sorprendo, me cuestiono, me reto y me felicito…. Y termino aplaudiendo a Boreh Olam por la bejira :o)!!!!
    NO sé si Andi se dio cuenta de la ‘introspección’ que ocasionó no solamente en nuestras vidas sino también en las de nuestras amadas, valoradas, extrañadas, indispensables bibliotecas…. pero es así!!!
    Al leer tu palabras, Ruth, me doy cuenta, con ‘soberana’ simja -al mejor estilo bresloviano, obviamente para el mundo- que cada una está unida indefectiblemente a sus libros y que con ellos desarrolló una relación tan pero tan única que así de única fue la reacción que tuvo al inicio de su teshuva, ya sea por ser una jozeret o por giur….. Es impresionantemente maravilloso…..
    Boreh Olam no deja de sorprenderme…. de alentarme, de regalarme estos espacios, donde -perdón si soy reiterativa- puedo expresarme sin dificultad alguna, y donde noto, siento, y me emociona el saber que a todas nos pasa lo mismo.
    Bueno, visto y considerando que la ‘mudanza’ de blog ha ‘terminado’ , me gustaría saber si podemos tomar unos mates ‘reconstructores’ de neuronas con yuyo…. ¡¡vamos, anímense!!
    Las quiero!!! Gracias!!! Boreh Olam les bendice en las preparaciones de Shabat Kodesh!!!

    Me gusta

  16. Leandrok permalink
    diciembre 17, 2010 2:49 pm

    Uh, la biblioteca es un proceso muy personal. Yo lo fui y lo voy haciendo por etapas e, inconcientemente, dividí a los libros en categorías.

    En ese sentido los libros son como remeras que van cambiando de status desde “para salir” hasta llegar a pijama.

    Primero hice una selección de libros que vendí. Se fueron los prescindibles. Algunos los regalé a amigos que pensé que podían gustarles. Otra parte está en una caja en la baulera de mi cuñado. Hay algunos guardados en un mueble en casa. Y tengo a mis autores favoritos (Salinger, Cheever, Scott Fitzgerald, Greene, Borges) en una biblioteca secundaria. Hace mil que están ahí sin ser leídos pero no consigo desprenderme de ellos. ¿Tengo que hacerlo?

    Me gusta

  17. diciembre 19, 2010 9:57 pm

    Ruthi amiga! si hay algo que me acuerdo muy bien es de tu biblioteca! Imperdible!. Yo también me quedé pensando en eso de : honrar a los que alguna vez fueron tus compañeros de viaje.

    Margalit siempre siempre siempre hermoso y alentador leerte!

    Leandro K: Tampoco hubiese sacado ninguno de tus favoritos. Es más el otro día casi te pido prestado el de Cheever.

    Me gusta

  18. VICKY permalink
    diciembre 24, 2010 9:03 pm

    Andi, querida, que difícil tema. Yo aun, atesoro libros de los que no me pudeo desprender. Llevan momentos, recuerdos, historias, olores. me pregunto si esta mal guardar retazos de vida. ¿Porque hay que deshacerse de todo de un plumazo? Al final, fueron parte de mi persona y armaron mi ser. Sin duda hay cosa de mi pasado que prefiero olvidar, pero lejos esta mi intención de hechar un manto oscuro a lo que alguna vez me hizo feliz.

    Sin duda, mi biblioteca representa lo que hoy es mi persona. Tres estantes con viejos libros amontonados que tomo debes en cuando y el resto con libros de Torah, limpios y prolijos iluminando todo.

    Ahora, vos sabes bien,cuanto me cuesta, volver a encontrar en este camino, algunos “libros” que suplanten lo que ya dejé.

    Me gusta

  19. Ithiel Castillo Ochoa permalink
    enero 27, 2011 3:18 am

    Chicas:
    Totalmente de acuerdo con ustedes. Nuestros amados libros sirvieron para forjar gran parte de lo que hoy somos y vendràn otros para continuar con la obra que aùn no termina Baruj Hashem!!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: